Información General

Antes
Despues

Los dientes que están afectados por el deterioro (caries o cavidades) necesitan una obturación. Los avances en materiales y técnicas dentales proporcionan métodos nuevos y eficaces para restaurar los dientes.

Existen varios tipos diferentes de restauraciones, entre los que se incluyen:

Restauraciones directas: exigen una sola visita para colocar la obturación directamente en una cavidad ya preparada. Los materiales utilizados para estas obturaciones incluyen la amalgama dental, también conocida como amalgama de plata, ionómeros vítreos, ionómeros de resina y algunas obturaciones de mezcla (resina).

Las obturaciones con amalgama se han utilizado durante décadas y han demostrado ser seguras y resistentes al desgaste. Los dentistas han encontrado que las amalgamas son seguras, confiables y eficaces para las restauraciones.

Los ionómeros vítreos son materiales del color de los dientes, hechos con polvos refinados de vidrio y ácidos acrílicos. Se utilizan en pequeñas obturaciones que no tienen que soportar la presión fuerte necesaria para masticar. Los ionómeros de resina están hechos con vidrio, ácidos acrílicos y resina acrílica.

Restauraciones indirectas: exigen dos o más visitas e incluyen incrustaciones, empastes, fundas, coronas y puentes. Estos están hechos con oro, aleaciones con base de metal, cerámica o mezcla de resinas. En la primera visita, el dentista prepara el diente y toma la impresión del área que se debe restaurar. En la segunda visita, el dentista coloca la nueva restauración en el área preparada.


En el caso de la restauración indirecta, el dentista puede utilizar una aplicación totalmente hecha de porcelana o de cerámica. Este material se asemeja al esmalte del diente natural por su color y transparencia. Otro tipo de restauración indirecta puede utilizar la porcelana que se funde con el metal, lo cual proporciona fuerza adicional. Las aleaciones con oro se utilizan a menudo para las coronas o incrustaciones y empastes. Las aleaciones con base de metal se utilizan en las coronas y son resistentes a la corrosión y la fractura. Las mezclas indirectas de resina son similares a los materiales utilizados para las obturaciones y tienen el color del diente, pero no son tan fuertes como las restauraciones de porcelana o metal.

PREGUNTAS COMUNES

¿Existe un material para las obturaciones que corresponda al color de los dientes?

Sí. Las resinas compuestas son materiales plásticos (hechos de vidrio y resinas) que se usan tanto en las restauraciones como para reparar defectos en los dientes. Como son del color de los dientes, son difíciles de diferenciar de los dientes naturales. Las resinas compuestas se usan a menudo en los dientes del frente donde la apariencia natural es importante. Se pueden usar en los dientes de atrás también dependiendo de la posición del diente y la extensión de la caries. Las resinas compuestas son por lo general más costosas que las amalgamas.

¿Si el diente no me duele y la obturación está en su lugar, por qué habría necesidad de reemplazar la obturación?

La presión constante de la masticación y de apretar y rechinar los dientes pueden causar que las obturaciones, o restauraciones, se desgasten, se muesquen o se astillen. Aunque usted quizás puede que no note que su obturación se está desgastando, su dentista puede identificar puntos débiles en las restauraciones durante los chequeos regulares.
Si el sello entre el esmalte del diente y la restauración se rompe, las partículas de alimentos y las bacterias causantes de la caries dental se pueden meter debajo de la restauración. Entonces, usted se corre el riesgo de desarrollar más caries en ese diente. La caries que no recibe tratamiento puede progresar hasta infectar la pulpa del diente y puede causar un absceso.
Si la restauración es grande o la caries es extensa, puede que no quede suficiente estructura del diente como para sostener una nueva obturación. En estos casos, su dentista puede que tenga que reemplazar la obturación con una corona.