Algunas personas se sienten ansiosas o nerviosas por las visitas al dentista, pero usted puede estar tranquilo. Su dentista quiere asegurarse de que su visita sea tan libre de molestias y de ansiedad como sea posible. Veamos las opciones a su disposición.

ADORMECIMIENTO: EL ROL DE LOS ANESTÉSICOS LOCALES

La anestesia local adormece el diente y las encías para evitar que sienta molestias durante el tratamiento dental. Hay dos tipos de anestesia local: tópica e inyectable.

  • La anestesia tópica ayuda a adormecer la superficie de las encías. Se puede usar para ayudar a eliminar el pinchacito o picada que algunos pacientes sienten con la inyección. La anestesia tópica se aplica con un algodoncillo, un rociador o un parche adhesivo.
  • Los anestésicos inyectables previenen el dolor en el área de la boca donde se llevará a cabo el tratamiento. Generalmente se inyectan cerca del sitio del tratamiento u en otro lugar en la boca para ayudar a bloquear las terminaciones de los nervios y adormecer temporalmente los tejidos de la boca. Los anestésicos inyectables se usan para los procedimientos como la restauración de los dientes, el tratamiento de los problemas del canal radicular o de la enfermedad periodontal, la preparación de los dientes para coronas y la extracción de los dientes.

SENSACIÓN DE CALMA: ALIVIO DE LA ANSIEDAD Y EL DOLOR MEDIANTE LA SEDACIÓN CONSCIENTE

Los agentes contra la ansiedad o los sedantes pueden ayudarlo a relajarse durante los procedimientos dentales. Se pueden administrar antes o durante la visita dental y pueden ser en píldoras, líquidos o inyecciones. Algunos pueden ser inhalados.

Los agentes contra la ansiedad o los sedantes se pueden usar con los anestésicos locales y los medicamentos contra el dolor durante los procedimientos como la colocación de las coronas. Algunos de estos agentes proveen lo que se llama “sedación consciente”, que significa que cuando se le administran, usted deberá sentirse somnoliento pero despierto y sensible.

SU PARTE: EL ROL DEL PACIENTE DENTAL

Como paciente, su rol es discutir las opciones de tratamiento.

  • Asegúrese de informarle al dentista de cualquier condición médica actual o de cambios en su historia médica desde su última visita.
  • Informe a su dentista de cualquier medicamento que esté tomando (productos con o sin receta – incluyendo terapias alternas como las hierbas). Recuerde mencionar cualquier alergia o dependencia que haya tenido con algún fármaco y cualquier otro problema que haya tenido con medicamentos anteriormente.

Usted y su dentista pueden trabajar juntos para que usted esté más cómodo aun durante los procedimientos más complejos.